Ventajas de la Valorización Energética en Cementeras


Las ventajas fundamentales de la utilización de residuos como combustibles alternativos en el sector cementero, son:

– La reducción del uso de fuentes de energía no renovables.

– La reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero, tanto por la reducción del uso de combustibles fósiles como porque parte de los residuos pueden tener un origen total o parcialmente biológico.

– La reducción de la cantidad de residuos depositados en vertedero.

Por otro lado existen ventajas para el sector:

– Reducción del coste energético directo, que representa un porcentaje muy elevado del coste de producción de clínker y cemento.

– Reducción de los costes indirectos derivados del uso de combustibles fósiles, como los costes derivados de las emisiones actuales de CO2 o los que puedan imponerse en el futuro.

Los residuos urbanos, que por su volumen y características están sujetos, en su gestión, a una planificación bastante detallada por parte de las Comunidades Autónomas; para estos residuos los flujos están definidos dentro de la planificación general, lo que reduce la capacidad de los gestores finales para la orientación de los mismos; esto hace que la valorización deba estar contemplada dentro de la planificación general; en esta categoría se han incluido los potenciales combustibles derivados de los residuos urbanos.

Este flujo de residuos es el que puede tener mayor potencial de utilización en cementeras, previa transformación en CDR (Combustibles Derivados de Residuos).

Las posibilidades de acceso de las cementeras a este tipo de residuos están condicionadas, fundamentalmente, por la forma de tratamiento de la fracción resto de los residuos urbanos, que es una competencia compartida entre las Comunidades Autónomas y los municipios.

En la mayor parte de las Comunidades Autónomas, en las que se incluye la Comunidad Valenciana, el aprovechamiento de la fracción resto se limita a un triaje para incrementar la recuperación de algunos materiales (papel, plásticos, vidrio, etc.) y para la separación de la fracción húmeda, que posteriormente se estabiliza mediante compostaje; raramente se contempla la valorización de la fracción seca procedente del triaje señalado, salvo en los casos de sistemas de incineración.

Las posibilidades de valorización en cementeras deberían pasar, necesariamente, por la transformación en CDR con calidad y suministro garantizado, teniendo en cuenta que la producción de CDR está condicionada por la existencia de una masa crítica de residuos y por los costes de vertido evitados; sólo en instalaciones de mediana o alta capacidad será posible producir CDR en condiciones económicas razonables para los gestores.

La valorización de residuos urbanos en cementeras, a través de la producción de CDR, está muy relacionada con la política seguida en las diferentes Comunidades Autónomas:

En la Comunidad Valenciana como existe una apuesta clara por la gestión de los residuos a través de plantas de compostaje, produciendo un triaje y dedicando la fracción húmeda a la fabricación de compost mientras que la fracción seca se destina a vertedero, la obtención de CDR puede hacerse directamente a partir de las fracción seca separada en las plantas de triaje, incluyendo un tratamiento de afino que separe la fracción más energética constituida por plásticos y papel. Por lo que las posibilidades de obtención de CDR son evidentes.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en gestión de residuos, Industrias, Residuos, valorización y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s